Consultoría de Marketing

El Genio detrás de una CAMPAÑA DE MARKETING - Think Different

Una campaña a la cual se le dio el nombre de “Think Different”, y que marcó un antes y después dentro de la misma compañía. Apple no solo celebró a figuras que provocaron grandes cambios en el mundo, como Muhammad Ali, Albert Einstein, Ghandi, John Lennon, Martin Luther King Jr., Amelia Earhart, Alfred Hitchcock y otros. También los distinguió por una serie de apelativos que, hasta el momento, nadie se había atrevido a usar para hablar de ellos.


Para nadie es una sorpresa, Steve Jobs fue y siempre será un genio del marketing, el hombre que impulso a Apple hasta las estrellas. Con una mente visionaria,  un gran sentido de la curiosidad y la mira puesta en un objetivo claro y especifico.  

Quería hacer que Apple fuera reconocida como la marca de computadoras de elite, y para ello llegó a analizar las acciones de otros contemporáneos, además de enfocarse en algunos de sus logros y fracasos, para aprender de ellos.

 ¿Pero qué era lo que hacía Steve jueves ser un genio en los negocios y el marketing? 

Como lo mencionábamos anteriormente, Steve Jobs siempre se distinguió por ir un paso adelante en la mayor parte de los proyectos que desarrollaba, para Apple.

No solo buscaba que la calidad y excelencia imperaran por sobre todas las cosas, también quería que su mensaje fuera escuchado y se quedara en las mentes de las personas. Por ello, ¿Qué mejor idea que examinar y descomponer las campañas publicitarias de otras marcas mundialmente reconocidas?  

 

LA CAMPAÑA DE NIKE

Corría el año de 1996, cuando Apple experimentó una de las crisis más grandes a las que se podía haber expuesto la compañía. Sus ventas no eran lo que esperaban, las personas no se sentían atraídas por los productos y, en general, parecía ser que la compañía había perdido el enfoque con el que se le había creado. 

Por ese mismo año, Steve Jobs ya no trabajaba como CEO de Apple y había intentado alejarse de la compañía, en un movimiento que buscaba alentar a sus colaboradores a elevar la visión y los objetivos de Apple. 

Al final, su decisión no resultó como él esperaba, y Jobs decidió volver a la compañía de la cual había sido el fundador y además despedido. Sin embargo, junto con su regreso, este hombre decidió lanzar una campaña publicitaría, con el único de fin de lograr aquello que había estado buscando desde hacía varios años: lanzar a Apple y convertirlo en una gran marca. Una que permaneciera en las mentes de sus clientes potenciales.

Para ello, Steve decidió buscar la ayuda y guía de personas que estaban triunfando en la época, y lo hizo analizando algunas de sus campañas y mensajes. Entre esas empresas y figuras, hubo un nombre que se destacó por sobre todos los demás, y fue gracias a él que Jobs encontró el mensaje que estaba buscando, para hacer su entrada triunfal al mando de Apple. 

Nike. 

En palabras de Jobs, “Nike vende una mercancía, vende zapatos. Sin embargo, cuando uno piensa en Nike, siente algo diferente a lo que se experimenta con cualquier empresa de calzado. En sus anuncios, nunca hablan del producto. Nunca hablan de sus suelas de aire, de cómo son mejores que las suelas de Reebok. ¿Qué hace Nike en su publicidad? Honran a los grandes atletas y honran al atletismo. Lo engrandecen. Eso es lo que hacen”.

Gracias a esas enseñanzas y a la idea que poco a poco fue germinando en su cabeza, Jobs creó la se convertiría en una de las campañas publicitarias más redituables y poderosas de todos los tiempos. Y lo mejor de todo es que lo haría en el momento que Apple más lo necesitaba.

LA SOLIDIFICACION DE UNA IDEA

No hay mejor forma para describir las acciones que llevó a cabo Steve Jobs en esos tiempos, que las usadas por él en ese entonces columnista, Jason Aten. “Las palabras de Jobs buscaban la aspiración. Quería pintar el cuadro de un futuro deseable para la empresa, y cuando lo hizo, se cruzó con una de las estrategias de 'marketing' más poderosas. Una que conecto a los clientes con el producto. Irónicamente, optó por el mismo camino que Nike, en su momento: la aspiración. Jobs situó a Apple como una marca aspiracional”, explicó Aten.

¿El resultado? Una campaña a la cual se le dio el nombre de “Think Different”, y que marcó un antes y después dentro de la misma compañía. Apple no solo celebró a figuras que provocaron grandes cambios en el mundo, como Muhammad Ali, Albert Einstein, Ghandi, John Lennon, Martin Luther King Jr., Amelia Earhart, Alfred Hitchcock y otros. También los distinguió por una serie de apelativos que, hasta el momento, nadie se había atrevido a usar para hablar de ellos. 

Locos. Incomprendidos. Rebeldes. 

¿Por qué? Por qué, desde su punto de vista, esos incomprendidos habían sido los que dejaron huella en el mundo, y le habían dado forma. Esas eran las personas que merecían ser recordadas, gracias a sus logros.

Textualmente, la campaña de “Think Different” es:

“Aquí están los locos, los inadaptados, los rebeldes, los alborotadores, las clavijas redondas en los agujeros cuadrados. Los que ven las cosas de manera diferente, los que no les gustan las reglas y no tienen respeto por el estatus quo. Puedes citarlos, estar en desacuerdo con ellos, glorificarlos o vilipendiarlos, pero lo único que no puedes hacer es ignorarlos, porque cambian las cosas. Ellos empujan a la raza humana hacia adelante, y mientras algunos pueden verlos como los locos, nosotros vemos genios. Porque las personas que están lo suficientemente locas como para pensar que pueden cambiar el mundo, son las que lo hacen”.

Esas palabras fueron las encargadas de catapultar a Apple y a Jobs a lo más alto, y cuando el comercial The Crazy Ones salió en 1997, Apple vio renacer sus objetivos y la empresa recibió el impulso que había estado anhelando desde hacía tiempo. 

Volvían a estar en boca de las personas, vigentes. Esa fue la oportunidad que estaban esperando, y vaya que la aprovecharon, ya que por esos tiempos se vivió un cambio de pensamiento en la compañía, el cual los llevó a desarrollar uno de sus avances más exitosos hasta el momento: el iPod. 

Por supuesto, ya todos sabemos que fue lo que pasó cuando el dispositivo llegó al mercado y todo lo que se consiguió con su aparición. Lo que pocos conocen eran los planes que se tenían de crear un teléfono celular que desafiara la visión de esos tiempos, en cuando a comunicación, entretenimiento y movilidad. Una idea que años más tarde se convertiría en el primer iPhone de la compañía.



No cabe dudas “Think Different” marcó a una generación de personas con hambre de superación y un alto sentido del emprendimiento, pero lo que llama más la atención es el hecho de que, a pesar de los años, hay ciertas frases en el discurso de Steve Jobs que todavía se presentan como vigentes.

Sin dudas, esa fue una campaña de marketing que superó todas las expectativas. 

 

Puedes ver el video aquí..... 

 

 

Similar posts

Get notified on new marketing insights

Be the first to know about new B2B SaaS Marketing insights to build or refine your marketing function with the tools and knowledge of today’s industry.